Sala IV de Costa Rica descarta Hábeas Corpus interpuesto por 2 personas y apoya actuar policial frente a Casa Presidencial

0
159

La Sala IV rechazó un recurso de Hábeas Corpus interpuesto por dos ciudadanos y respaldó la actuación de las autoridades ante grupos de manifestantes que realizaron una violenta protesta el 12 de octubre frente a Casa Presidencial, Zapote, reporta el portal PuroPeriodismo.com.

“…Algunos de los participantes, además de manifestarse, pretendían violar el perímetro de seguridad y botar las mallas para ingresar a la Casa Presidencial”, confirmaron los magistrados en una resolución dada a conocer parcialmente por el Ministerio de Seguridad la tarde de este miércoles.

“Algunos llevaban palos y tubos, con los que arremetieron contra los oficiales de policía, a quienes, además, lanzaron piedras”, agregó la decisión de los altos jueces que declaró sin lugar el recurso interpuesto por dos personas de apellidos Brenes y Rojas.

Según Seguridad, los recurrentes alegaban que el día de la manifestación, se encontraban ejerciendo su libertad de expresión en la manifestación que se llevaba a cabo en las inmediaciones de la Casa Presidencial, y sin que mediara razón o motivo alguno, la policía lanzó gases lacrimógenos a los manifestantes, lo que les lesionó el derecho a la libertad de tránsito y de libertad de expresión.

La Sala Constitucional determinó como hecho probado que sí hubo motivo para intervenir por parte de las autoridades.

La resolución respaldó el hecho que la Fuerza Pública intervino bajo previa advertencia y a viva voz a los manifestantes, citó el informe.

Intentaron vulnerar perímetro de seguridad

La Sala –según la versión de Seguridad– destacó que fue que en determinado momento, que las personas que se manifestaban pretendían hacer ingresar al perímetro de seguridad que se implementó, tres tráiler (furgones), lo anterior rompiendo y quitando las vallas que la Policía de Tránsito había puesto en dicho perímetro y cuando los choferes lograron ingresar al perímetro de seguridad, generaron un alboroto, el cual fue aprovechado por algunas personas para lanzar piedras contra la policía, así como utilizar palos y garrotes para arremeter contra los uniformados.

Los recurrentes, según la resolución, no concretaron ninguna lesión a su salud y, por el contrario, fue la Policía quien sufrió daños a la integridad de varios de sus miembros, agregó Seguridad.