Migrantes centroamericanos cruzan río e ingresan a México para llegar a los EEUU

0
100

Ciudad de México. Después de que el gobierno mexicano hiciera el cierre de las puertas a más de 4,000 migrantes de origen centroamericano que marchan camino a Estados Unidos en una caravana, un grupo numeroso intentaba cruzar ayer lunes el río Suchiate (frontera entre Guatemala y México) para ingresar al territorio y mantener su camino rumbo a la frontera norte.

Antes de comenzar a cruzar el río (que por el bajo nivel de su cauce puede cruzarse caminando), los migrantes dieron un ultimátum al presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, exigiendo un salvoconducto para poder ingresar.

Sin embargo las autoridades de México han rechazado su petición formal y en cambio solo han permitido el paso por el puente Rodolfo Robles a cuentagotas (unas diez personas a la vez).

Imágenes y videos que son obtenidas de las televisoras aztecas muestran a decenas de hombres, mujeres y niños caminando por el agua frente a la vigilancia de miembros de la Guardia Nacional, que esperan del lado mexicano y buscan detener el flujo migratorio. Algunos ya han podido cruzar, sin que las autoridades puedan evitar por completo el flujo.

Antes de tomar el río, los migrantes recibieron un comunicado del Instituto Nacional de Migración (INM) diciendo que «no es posible obsequiar positivamente» la solicitud de ingreso de todos los migrantes.